Gran Bretaña frena en los Juegos a las 'Redsticks' en cuartos

España vs Grab Bretaña. Foto: EFE

España vs Grab Bretaña. Foto: EFE

La selección española femenina de hockey hierba ha dicho adiós a las semifinales de Río tras la derrota por 3-1 con las británicas en cuartos de final.

Javier Repetto

Javier Repetto


16 de agosto de 2016, 00:30

Gran Bretaña pasó por encima de las ‘Redsticks’, que no tuvieron ninguna oportunidad ante las británicas que les endosaron un contundente 3-1, y se despiden de los Juegos Olímpicos tras lograr en la 1ª fase pasar de grupo como 4ª.

Desde el comienzo las cosas se pusieron feas para las chicas de Adrian Lock, que rápidamente encajaron un gol por parte de las británicas y les hacían ir por debajo del marcador desde muy pronto. La situación empeoró con el 2º gol de los anglosajones y España se fue al final del 1º cuarto con 2-0 en el marcador, a pesar de que Begoña García estuviera a punto de marcar.

En el 2º periodo la superioridad de Gran Bretaña seguía siendo constante en el terreno de juego y eso les valió a las británicas para ampliar el resultado hasta el 3-0. Tras la ventaja, las jugadoras de Adrian Lock buscaron el gol a la desesperada, pero Gran Bretaña demostraba ser mejor en todas las facetas del juego y el partido llegó al descanso sin modificarse.

A partir del descanso, el patrón del partido iba a ser claro: España al ataque y Gran Bretaña atrás, esperando a que los minutos corriera y saliendo al contraataque. A la contra, casi logran otro tanto más, pero les faltó acierto ante la portería española.

En el último cuarto, por fin, llegó el premio para las ‘Redsticks’. Gigi Oliva conseguía entrar en el área británica y, tras una buena jugada personal, puso el 3-1 en el marcador e hizo el gol del honor que servía para hacer justicia según lo ofrecido en el terreno de juego.

Al final del encuentro España pudo reducir aún más la diferencia en el luminoso, pero desperdiciaron 2 penalty córner que les hubiera dado muchas posibilidades para afrontar los últimos minutos. Las británicas, que no querían más sustos, se dedicaron a conservar el resultado mantiendo la posesión; y ponen rumbo a semifinales para intentar igualar o superar el bronce conseguido en Londres 2012.

Recomendar

Comentar